El Real Madrid, en el punto de mira por presuntas operaciones fraudulentas en Omán y Tanzania

Según apunta el medio 'infoLibre', la trama implica directamente al club blanco
Leer en valenciano
En el caso de Omán, tuvieron que pagar una indemnización, pero de Tanzania salieron ilesos | València Diario

 

Este lunes, 'infoLibre' ha hecho público que el Real Madrid estaría dentro de una trama fraudulenta en Omán y Tanzania. Según ha informado el mismo mediano, lo habría consultado en los documentos de 'Football Leaks', pertenecientes al 'European Investigative Collaborations' (EIC), asociación de dónde es miembro lo mismo mediano.

 

Según ese documento, Manuel Parreño, directivo de la 'Fundación Real Madrid', negoció, utilizando el nombre del club, la organización de un partido amistoso de veteranos y la apertura de una escuela de Fútbol en el sultanato de Omán. Por otro lado, Rubén de la Red, exjugador y –en aquel momento– entrenador del juvenil del club blanco, negoció en términos parecidos en Tanzania.

 

En el caso de Omán, el Club fue condenado en el mismo país el mes de febrero. Tuvo que pagar una indemnización de más de un millón de euros a un empresario local, que lo demandó por fraude. En el otro caso, en Tanzania, el Real Madrid salió ileso, pero tuvo que estar negociando durante un año sancer para conseguir salirse con la suya.

 

Además, la información publicada revela que, Parreño y el agente canario Rayco García negociaron, en nombre del Club, la celebración de un partido amistoso entre 'leyendas' del Real Madrid y del Barça en Omán. Ese event sería el paso previo a abrir un negocio más grande: la apertura de una escuela deportiva.

 

Partido amistoso con estrellas menores

El primer suceso que se dio fue el partido amistoso entre estrellas. A pesar de que el Club blanco anunció que se haría con grandes estrellas como Figo, Rivaldo o Roberto  Carlos, finalmente, los dos clubes solo contaron con leyendas españolas: Pavón, Fernando Sanz y Hierro, entre otros.

 

En ese primer incidente, el Real Madrid no tuvo problemas para desvincularse de las acusaciones de fraude recibidas desde el país árabe. El contrato que se firmó para celebrar el partido iba encabezado por el nombre y el emblema del Real Madrid, pero el CIF no era lo del club, sino que correspondía a la asociación de exjugadores del club. Además, también aseguraron que el Club tomaría las acciones pertinentes si la entidad de veteranos hubiera hecho «un uso indebido de las marcas comerciales del Real Madrid sin nuestro coneiximent y consentimiento», según explica 'infoLibre'.

 

Aun así, la información que ha publicado este lunes el 'infoLibre' revelaba que otras personas que sí que representaban oficialmente lo Real Madrid acudieron en el país de Omán para «apoyar en la doble operación», y el más destacado de los implicados es Emilio Butragueño.

 

La embajada española, también implicada

Según esas informaciones, otra parte implicada fue la Embajada española, a pesar de que se han querido desvincular del caso asegurando que se limitó « a apoyar a actuaciones que implicaban a actores/ agentes españoles» y que «iban en la línea de promover la marca-país de España».

 

Por otra parte, en el caso de Tanzania, las negociaciones las encabezó De la Red. Él firmó, junto con el agente Rayco García, un contrato para fundar una escuela de fútbol con el 'Fondo de Seguridad Social' del país africano.

 

El club blanco se dio cuenta de ese hecho cuando, de casualidad, una alumna keniana de un MBA en gestión deportiva de la Escuela de Estudios Real Madrid los escribió diciendo que había leído sobre la apertura de una nueva escuela en la prensa local y querría trabajar en el centro. Pero en ese caso el club luchó hasta que el Gobierno de Tanzania se dio por vencido.

 

Tema cerrado con dos despachados en 2015

El Real Madrid ya tomó las medidas necesarias inmediatamente después de conocer qué habían sido las acciones que habían llevado a cabo sus trabajadores. En el caso de De la Red, se lo despachó para «falsificar un documento público, ocultar maliciosamente a la fundación y al Real Madrid las gestiones realizadas en el país africano y ocasionarle un importante perjuicio reputacional».

 

Y, en el caso de Parreño, fue por «haber usado su cargo como responsable del campus, clínicos o escuelas de la fundación para beneficiar sus familiares con regalos que le fueron facilitados por Rayco García con motivo de las gestiones llevadas a cabo para crear una academia deportiva en Omán».

 

También puedes leer...

🌞 Vols saber l'oratge que farà? Seguix-nos en Instagram!

Comentaris