Porque no tienes que tapar nunca el carrito de tu hijo con una sábana

Durante los días de más calor del verano, proteger a los más pequeños de las altas temperaturas es el objetivo de muchos padres

Cubrir el cochecito no es una buena idea. Foto: Getty Images

 

Según explica The Sun, proteger a los niños del sol poniendo una sábana sobre el cochecito no es una buena idea. Muchos padres quieren que sus hijos pequeños estén protegidos durante los días de más calor del verano, y muchas veces, una de las soluciones que aplican para evitar que el sol los toque directamente, es cubrir el carrito con una sábana o algun otro tipo de tela que haga sombra. Lo cierto pero, es que los expertos desaconsejan esta práctica por una sencilla razón, la temperatura que coge el interior del cochecito cuando lo cubrimos es muy superior a la que hay fuera. En algunos casos, la temperatura del interior del cochecito puede llegar a asemejarse a la de un horno. Además, cubriendo el cochecito, evitamos que circule el aire y por lo tanto, también cualquier posibilidad de refrescar el interior.

 

La mejor manera de mantener a un niño pequeño fresco durante las horas de más calor es intentar tenerlo siempre a la sombra, intentar abrir de alguna manera los laterales del cochecito para que corra el aire y vestirlo con ropa fresca. Para saber si un bebé está pasando calor, podemos tocarle la barriga, si la tiene caliente, es que tiene calor, y las posibles soluciones pueden ser quitarle alguna prenda de ropa o refrescarlo con un baño.

🌞 Vols saber l'oratge que farà? Seguix-nos en Instagram!